Actualidad - Andar en bici, una buena forma de cuidarse y cuidar el medio ambiente

Publicado por el 12 marzo, 2014 - Sin comentarios
Categorias : Actualidad , Vida Sana | Tags : , , ,

Andar en bici es un hábito saludable, que además de ser bueno para la salud, aporta beneficios al medio ambiente.  Gracias a  la energía generada por nuestro cuerpo, la bicicleta se transforma en un medio de transporte no contaminante porque no emite ningún gas nocivo por lo que aporta a la reducción de los niveles de contaminación ambiental y sonora.

Imagen vía: Factory

Imagen vía: Factory

En cuestiones de nuestra salud, es importante remarcar que  practicar ciclismo ayuda a prevenir riesgos de:

•    Enfermedades cardíacas
•    Presión alta
•    Obesidad
•    Estrés

Además,  una pedaleada nos ayuda a mantener la línea.  De hecho andar media hora en bici ya sea para hacer un trámite o para dar un simple paseo ayuda a  consumir hasta 8 calorías por minuto o el equivalente a 11 kilos de grasa por año.

Emprezar a andar en bici

Iniciarse en el ciclismo no es para nada complicado. Si bien la idea es comenzar con esta actividad para ponerse en movimiento, es bueno tener en cuenta algunos  consejos.

– Para empezar se recomienda un entrenamiento básico saliendo a andar en bici de dos a tres veces por semana durante una hora o haciendo recorridos cortos, también de una hora.
– Una vez que se haya entrado en ritmo se puede aumentar la intensidad hasta hacer una salida todos los días de la semana.

Claro que, como en toda actividad física, el cuerpo necesita un período de adaptación. Cuantas más distancias y horas recorras sobre la bicicleta, menos dolencias experimentarás. Por eso es que los dolores iniciales no tienen que jugarte una mala pasada.  Dos de los dolores típicos  de esta actividad están relacionados con la espalda y la nuca que, al pedalear inclinados hacia delante, dan lugar a algunas molestias. Sin embargo, este problema se puede solucionar con un stem (donde va fijado el manubrio) más elevado y regulable complementando con un manubrio de tipo “palomita”.   Las muñecas y brazos también suelen pasar factura durante las primeras pedaleadas, pero la solución es utilizar extensiones en el manubrio para modificar la postura de las manos. Por último, las piernas también sufren a la hora de pedalear, por eso se recomienda el precalentamiento y la elongación.

Fuente: Espacio Bagó

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

¿Cuántas estrellas le pondrías a esta nota?

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
Loading...