>

Actualidad - Bariloche, un clásico del sur argentino

Publicado por el 2 mayo, 2012 - Sin comentarios
Categorias : Actualidad , Viajes Actualidad | Tags : , ,

Visitar Bariloche durante los meses de frío no es un clásico sólo para los adolescentes que terminan sus estudios secundarios. De hecho, ni siquiera es primordial esperar hasta el invierno para hacerlo; a veces se encuentran muy buenas ofertas durante los meses del otoño. Ese fue justamente nuestro caso, juntamos con una amiga unos días que nos habían sobrado de las vacaciones, los sumamos a un fin de semana largo y tuvimos poco menos de una semana para disfrutar de esta tradicional ciudad de la Argentina.

Tomamos un vuelo desde Buenos Aires y en pocas horas aterrizamos en el aeropuerto de la ciudad. Dejamos nuestras valijas en el hotel y paseamos un rato por el centro. Debido a que era bastante tarde, sólo tuvimos tiempo de dar un par de vueltas y sentarnos a comer en un restaurante pero como estábamos cansadas del viaje, fue más que suficiente.

Los días siguientes nos la pasamos de excursión en excursión. Así recorrimos muchos de los lugares emblemáticos como el circuito chico de los lagos donde conocimos el famosísimo lago Nahuel Huapi, aunque no tuvimos el gusto de encontrar al Nahuelito. Pasamos por Playa Bonita y terminamos con un ascenso en aerosilla, una actividad no apta para los que sufren de vértigo, que nos llevó a la cumbre del Cerro Campanario donde pudimos ser testigos de una de las mejores vistas de Bariloche.

Cansadas de tanta aventura, el día siguiente decidimos hacer algo más tranquilo y nos subimos a un catamarán con dirección a la mágica isla Victoria. Para los amantes de los dibujos animados, este paseo es una obligación porque aquí, según se dice, Walt Disney se inspiró para dar vida a Bambi.

Bariloche es conocido también por sus delicias gastronómicas y como nosotras somos amantes de la buena comida, no podíamos pasar por alto tomar una calórica merienda, especial para hacer el permitido de la semana, en la confitería del hotel Llao Llao. Chocolate caliente y una buena porción de torta son más que bienvenidos para disfrutar de esta salida!

Para bajar todas las calorías ingeridas en el Llao Llao, las mañana siguiente nos fuimos de trekking. Así conocimos el “Valle de los Perdidos”, un lugar de ensueño que te inunda de paz y tranquilidad y como si fuera poco te regala una vista de 360º por muchas de las cumbres cercanas!

No podíamos decir que visitamos Bariloche sino hasta que conocer  algún lugar dedicado  a los  chocolates. Esto fue exactamente lo que hicimos el último día: visitar el Museo del Chocolate y alguna que otra fábrica de esta exquisitez. Cargadas de bolsas y con la panza llena y el corazón contento nos despedimos de Bariloche más que satisfechas!

Imágenes vía: InterPatagonia y Patagonia

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

¿Cuántas estrellas le pondrías a esta nota?

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 Promedio de votos: 5,00 de 5)
Loading ... Loading ...


Actualidad - Bariloche, un clásico del sur argentino

Dejá tu comentario

Últimos temas