Actualidad - Descanso: Cómo dormir para levantarse sin dolores

Publicado por el 31 julio, 2013 - 2 comentarios
Categorias : Actualidad , Salud , Vida Diaria | Tags : , , ,

Muchas mujeres sufrimos de dolores corporales al levantarnos del sueño nocturno.  Si bien los dolores y las causas de los mismos pueden ser múltiples, lo cierto es que hay algunos dolores más frecuentes que otros.  Veámos cuáles son y encontremos alguna solución a estos problemas puntuales!

Imagen vía: Mucha belleza

Imagen vía: Mucha belleza

Hombro: Muchas  mujeres sufren del síndrome del hombro doloroso.  A la hora de dormir, y para no empeorar la molestia, lo más aconsejable es evitar colocarse sobre ese lado como así  también con los brazos por encima de la cabeza. Lo mejor es dormir sobre el otro costado y colocar un almohadón grande bajo el hombro que duele, de modo que el brazo pueda apoyarse casi por completo en él.

Cervicales: Dormir varias noches con la cabeza girada, sobre todo si el cuerpo está boca abajo o boca arriba puede traer consecuencias que se terminan por manifestar en dolor de cervicales porque las estructuras de esa zona quedan comprimidas. Para resolver este problema lo más indicado es apelar a una almohada anatómica, que se adapte a la cabeza y al cuello, firme y no muy alta ni muy baja. En cuanto a la mejor postura para dormir es de lado porque no supone rotación del cuello.

Ciática y lumbago: Dormir boca arriba no es conveniente y, si se hace, hay que colocar bajo las rodillas una almohada o una toalla grande enrollada para que la columna no esté en una posición forzada. De lo contrario, se irían produciendo microtraumatismos que terminarán por generar un dolor crónico. En estos casos, la mejor postura para dormir es la posición fetal, con una almohada entre las piernas (o bajo la pierna que queda arriba y flexionada). Asimismo es importante procurar elegir una almohada que rellene (sin forzar el cuello) el hueco de las cervicales.

Rodilla: Cuando el desgaste es importante, permanecer acostada puede aumentar las molestias, ya que todavía se nota más el rozamiento o fricción de las estructuras internas, sobre todo si una pierna descansa sobre la otra. Por eso, se recomienda colocar una almohada  entre las rodillas que amortigüe el roce y, si el dolor no lo impide, dejar una pierna encogida y la otra estirada. Algunas personas se encuentran todavía más cómodas si colocan otro almohadón, más pequeño, entre los tobillos.

Mala circulación: En este caso, lo mejor es descansar con las piernas ligeramente elevadas (unos 8 ó 10 centímetros), de modo que queden algo más altas que la cabeza. Con eso se consigue mejorar el retorno venoso hacia el corazón y disminuir las molestias de la mala circulación. Puede usarse un almohadón grande o acoplar a las patas de la cama unos tacos de madera que comercializan las empresas de productos ortopédicos y de rehabilitación. Si antes de dormir se masajean las piernas, desde el tobillo hasta el muslo, con una crema de efecto frío el alivio es todavía mayor.

Fuente: Doctíssimo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

¿Cuántas estrellas le pondrías a esta nota?

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (8 Promedio de votos: 4,13 de 5)
Loading...