mujer de 60 - Confidencias y charlas de consultorio… de otros!

Publicado por el 21 diciembre, 2011 - 1 comentario
Categorias : mujer de 60 , Vida Diaria | Tags : , , ,

No sé si solamente me pasa a mí, o si ustedes también se divierten tanto con la gente que de repente se pone a contarnos “la historia de su vida” sin que se lo hayamos pedido. A veces terminamos siendo casi amigas de alguna que nos conversó durante la media hora de espera en algún consultorio o en una cola que avanza despacio…

Como tengo la adicción de la escritura y siempre llevo un cuadernito a mano para anotar lo que veo o escucho, aquí van algunos de los micro-relatos que copié este año:

1 – Graciela llega por primera vez para atenderse con el kinesiólogo. Se sienta a mi lado y enseguida me pregunta porqué estoy ahí. Pero ni me escucha y arranca: “Me recomendaron 10 sesiones, pero para mí que van a tener que ser 100… y todo por ponerme los tacos altos…¡Qué infeliz! Fue la primera vez en las vacaciones que se me ocurrió salir con tacos para darle el gusto a mi esposo… pero las baldosas de la costa ya no son las mismas de antes, y te lo digo yo que hace 30 años que voy a la costa y me conozco San Bernardo como la palma de mi mano. ¿Vos qué edad me das?  Porque creo que de tanto que me duele este pie que se me cayeron 20 años encima. Qué metida de pata, jaja. Me río por no llorar… Imaginate que mi papá ya llegó allá cuando yo era una nena y se compró propiedades. Pero los tiempos cambiaron, las calles están rotas, los dueños de los negocios no las hacen arreglar y mirá lo que me pasó. No sabía si venirme en chinelas o descalza, pero al final me dijo la nena que mejor me pusiera estas zapatillitas que están bien anchas…”.  (Espero que Graciela haya quedado bien restablecida de su pie, porque ya llegan las vacaciones y tendrá que enfrentarse de nuevo con las veredas de San Bernardo.)

2 –  Entra una mamá con su hija adolescente, altísima y además con zapatos de plataforma, todo el mundo la observa porque es muy parecida a Angelina Jolie. Mientras la chica, abstraída, manda mensajes de texto ajena al mundo que la rodea, la madre se encuentra con una amiga y se ponen a hablar de los hijos de una y otra. “¡Qué bueno sería presentarle tu hijo a Cori!”. Cori, nos vamos a enterar más tarde, es la chica que no para de enviar mensajes. Y así siguió el diálogo:

– Pero le va a quedar petiso! Acordate que Santi es robusto y bajito como mi marido…

– ¡Ahora se usan mucho las parejas así! Este verano cuando viajamos en el Buquebús, pasó delante una chica monísima de pelo largo con ondas, piernas kilométricas y shorts, que parecía salida de uno de esas publicidades que ves en la Lugones. Iba abrazada a un petiso y la veías muerta por él, que no tenía nada especial, una onda muy natural,  rapado, con babuchas largas y ojotas de cuero y que fumaba de lo lindo. Me parece que hay una moda con los petisos. Y también con los pelados.

– Y sí! mirá a Valeria Mazza…

– Y te acordás de Nicole Kidman cuando andaba con Tom Cruise?

(Y yo recuerdo enseguida a mi amigo Alejandro, petiso como pocos, que odiaba a los de su altura y se cambiaba de vereda cuando veía pasar a alguno….).

Fuente Imagen: visualphotos.com

3 – Por las ventanas abiertas se cuela un olor a comida casera. Estoy en el Banco, esperando que mi número salga en la pantalla. Como es mediodía, me da hambre. Esta vez soy yo la que empiezo el diálogo con el guardia se seguridad: “Mmm, qué rico olor, parece que hay empanadas…”. Me contesta la vecina de atrás, que ya me había saludado al entrar: “Si son de cebolla, yo paso… A mí tenés que disfrazarme mucho una comida con cebolla para que yo te la coma…“. “Lo mismo que a uno de mis sobrinos”, contesto. “Es que hay comidas que no-se-to-le-ran ¡Yo no te como seso ni aunque me tapes la nariz!”. “Sí, a mucho les pasa…”, contesto yo. “Odio el seso y odio la anchoa…”, continúa la señora. Y luego se compenetra con su causa: “Si me servís una pizza que tiene mitad anchoas, NO TE LA COMO… Directamente, NO TE LA TOCO NI CON EL TENEDOR…”.

(¿Porqué se usará esa forma del “te” la como o “te” la toco? ¿Será para reforzar la idea?)

4 -A punto de entrar al consultorio del traumatólogo, escucho: “¡Esto es medicina! ¡No es una venta de chorizos! Aquí atienden gente, ¡no te diste cuenta! Estoy hace dos horas esperando con mi mujer y el bebé y me decís que no hay más turnos! ¡Yo de aquí no me voy sin hablar con el encargado!”.     Mientras avanza la discusión, que casi todos siguen en silencio porque es sábado y no quieren volver a su casa con el disgusto de haber estado peleándose con una secretaria, yo ya tomé partido por el hombre que pide que lo atiendan, porque aunque habla muy fuerte no falta el respeto. Está enojado y tiene razón. Por más que la secretaria le repite que no pueden atender a más de 50 personas para la vacuna, porque esa es la orden que le dieron, él insiste en que muchos se fueron antes, porque no podían seguir esperando, y que no se atendieron 50 pacientes. Y que le ponga un poco de buena voluntad, porque están esperando hace un rato larguísimo y se les complicará mucho tener que volver otro día…
(Me fui sin conocer el final de la historia. Ojalá que hayan sido flexibles con el hombre y su familia).

5 –  En el bar adonde estoy sentada tomando un café, tienen la radio prendida. Cuando se escucha una de esas propagandas que terminan con un  cotorreo vertiginoso de bases y condiciones (“,,,sujetoadisponibilidadohastaterminarelstock….) que recita a una velocidad infernal un locutor, la vecina de mesa se tapa los oídos con las dos manos, de un modo bien teatral, mientras me mira… Yo le sonrío pero no le digo nada porque hoy no tengo mucho tiempo para charlas,  Pero siento lo mismo que ella cuando escucho esos avisos.  Son muuuy irritantessss, y no lo quiero escuchar mássssssssssss… Entonces la señora me manda esta frase que me hace reír a carcajadas y ya no me deja seguir adelante con el trabajo que estaba haciendo: “¡¡¡ Estos sí que viven en una burbuja cuadrada y de cartón!!!”.

En fin, pequeñas postales de charlas inesperadas, confidencias para nada buscadas y mil personajes de Buenos Aires…

@Mujerde60

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Ingresa tu email y recibe las notas de Mujer de 60 :

¿Cuántas estrellas le pondrías a esta nota?

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 Promedio de votos: 4,00 de 5)
Loading...