Familia - Un pase al Viejo Mundo

Publicado por el 26 octubre, 2011 - 1 comentario
Categorias : Familia , mujer de 20 | Tags : , , ,

TEMA DEL DIA. Familia: Explorando el árbol genealógico.

Desde el día de hoy, tengo una hermana española. No, mis viejos no decidieron adoptar, ni tampoco apareció una hija no reconocida al estilo telenovela de la tarde. Simplemente mi hermana Magui después de un laaaaaarrrrrgo trámite recibió su nueva ciudadanía.

Hace unos años atrás, a mi mamá se le ocurrió que tendríamos más oportunidades y menos problemas si teníamos el pasaporte de la Unión Europea. Yo no pude solicitarla por vieja (sí, y es la mujerde20 la que escribe) pero Magui, por ser menor de edad, todavía estaba a tiempo. Así que se puso a revisar las ramas de nuestro árbol genealógico para ver qué pariente podía habilitarle a mi hermana un pase seguro al viejo mundo.

Mi bisabuelo Zacarías del Castillo (vale aclarar que el nombre no esconde ningún inmueble exorbitante) es el último integrante nacido en tierras españolas. Para ser más específicos, nació en 1875 en Sada, un pueblito de Navarra a 100 kilometro de Pamplona que sólo tiene 250 habitantes. Cuando llamamos a la alcaldía para pedir su partida de nacimiento, ¡¡nos atendió el mismo alcalde!! quien nos contó que su hermano Eloy del Castillo, también había sido alcalde y representante de Navarra en el Partido Nacional Vasco.

Como en ese momento imperaba la Ley de Mayorazgo según la cual el hijo mayor y varón es el que hereda todos los bienes de la familia, a los 25 años mi tío Zacarías se subió a un barco y cruzó el Atlántico para probar suerte. Se instaló en Tandil,  donde conoció a mi bisabuela Delfina Agneli y se convirtió en el representante de la General Motors de la ciudad.

Después de excavar por meses en las raíces del apellido, a mi mamá le agarró una locura por viajar a conocer Sada. Así que sin avisarle a nadie, en mayo pasado sacó dos pasajes y se fueron con mi papá a unir presente y pasado. Cuando llegaron en auto, no había nadie más en las calles que un viejito sentado en la puerta de su casa viendo pasar el tiempo. Mi mamá no pudo con su genio y le preguntó si conocía la casa de los Del Castillo. El señor hizo memoria y los llevó a la que era la casa de la familia: así nos enteramos que ésta se había vendido y que los sobrevivientes se habían trasladado a Pamplona. Se sacaron la foto, le dieron las gracias al anciano y se volvieron para Argentina.

La historia de mi familia no esconderá ni grandes herencias ni títulos de nobleza, pero indagar sobre nuestros antepasados nos dio densidad a nuestra existencia y también nos explicó un poquito mejor quiénes somos.

@Mujerde20

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Ingresa tu email y recibe las notas de Mujer de 20 :

¿Cuántas estrellas le pondrías a esta nota?

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (3 Promedio de votos: 5,00 de 5)
Loading...