mujer de 60 - Celos que (casi) matan

Publicado por el 6 diciembre, 2011 - 3 comentarios
Categorias : mujer de 60 , Sin categoría , Vida Diaria | Tags : , , , , ,

Fuente Imagen: primeroclark.com

En el colegio, mi amiga Inés era la más linda y por lejos la que mejor se producía de las 39 compañeras que habíamos hecho la secundaria juntas. Encima, tenía un estilo ÚNICO. Por esa época, teníamos fiestas casi todos los fines de semana y en general pasábamos por la peluquería para que nos peinaran con un super rodete bien batido, tipo Amy Winehouse, pero hasta ahí llegaban los preparativos… Repetíamos el mismo vestido o cambiábamos el atuendo con nuestras amigas, a lo sumo podíamos tener dos atuendos de fiesta. Pero Inés estrenaba uno cada viernes o sábado: se los hacía la mamá y los combinaba con aros espectaculares, zapatos y cartera, tapaditos distintos… Entraba a la fiesta con su sonrisa angelical y la miraras por donde la miraras, era la número uno sin discusión.

Por eso, cuando, apenas recibidas del colegio, Inés me contó que iba a casarse, no me sorprendió para nada. ¿Quién no se iba a imaginar que ella iba a conseguir marido enseguida, después de tantos chicos que hacían fila detrás de ella? Lo que sí dejó pasmada a toda la clase fue la edad del novio: ella tenía 19 y él, 38 años, o sea un anciano!!! En la boda, ella brillaba como siempre, y él también llamaba la atención… por sus canas!!!

Se fueron de luna de miel a Europa en barco y la sorpresa llegó cuando volvieron y nos enteramos de que él era un enfermo de celos y era capaz de cualquier cosa cuando los demás la miraban en el salón comedor o iba a tomar sol a la pileta. Una noche, empezó a cortarle el pelo (Inés tenía un espectacular pelo largo), cuando ella dormía; se despertó escuchándolo decir una frase que nos quedó grabada para toda la vida: “Nadie más va a mirarte como lo hacen… vos sos mía y de ningún otro…”.

Muchas de mis amigas opinan que la barrera la puso la diferencia de edad entre ellos, pero yo no creo que haya sido así. Creo que tal nivel de celos y posesividad puede darse a cualquier edad… Sea como sea, Inés volvió a la casa paterna cuatro meses después de casada y ahí se quedó hasta los 23 años, como Julieta esperando a su Romeo, que por fin llegó de verdad para llevársela y hacerla mucho más feliz que el otro… y con apenas dos añitos de diferencia.

@Mujerde60

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Ingresa tu email y recibe las notas de Mujer de 60 :

¿Cuántas estrellas le pondrías a esta nota?

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
Loading...